trucos-para-aplicar-hidratante-facial
Mayte García

La crema hidratante facial tiene que ser uno de los básicos en nuestra rutina diaria, sea cual sea nuestra edad y tipo de piel. Que tengas la piel grasa o mixta no significa que no necesites hidratarla, sino que debes elegir un producto especifico. Elije una con ingredientes 100% naturales, y con aceites esenciales que hayan sido cultivados con procedimientos orgánicos, sin pesticidas ni antibióticos.

Una vez que hayas elegido la crema que mejor se adapta a tus necesidades, el método de aplicación es bastante sencillo, y tan solo necesitarás dedicarle unos pocos minutos para sacarle el máximo rendimiento. Es muy importante saber cómo aplicar la crema antiarrugas para que tenga mayores efectos.

La cantidad a utilizar depende del tipo de piel y sus necesidades. No es lo mismo tratar una piel grasa que una piel seca, joven o madura, sin embargo, no se debe aplicar en exceso, el tamaño de referencia sería algo más de un guisante para toda la cara.

Si nuestra crema hidratante también es antiarrugas debemos de seguir unas sencillas pautas para potenciar su actividad, ya que según la dirección en las que aparezcan las arrugas hay que aplicar la crema en un sentido u otro.

Cómo aplicar la crema antiarrugas

  • Las arrugas más frecuentes que aparecen en la frente son en sentido horizontal,  por lo tanto, en esta zona la crema debe ponerse en sentido vertical y ascendente, al igual que en el entrecejo.
  • En los pómulos, por el contrario, los movimientos se harán desde la parte inferior del pómulo hacia las sienes, con movimientos circulares, ascendentes y exteriores.
  • En la parte superior del labio las arrugas salen de forma vertical, así que el sentido de aplicación de la crema será desde el centro hasta cada uno de los extremos del labio.
  • En la barbilla, los movimientos que se hagan deben ser siempre circulares hacia fuera y hacia ambos lados de la parte central de la barbilla.
  • Cuando nos aplicamos la crema no debemos olvidar la zona del cuello, donde aparecen unas arruguitas horizontales. En el cuello es interesante aplicar la crema realizando movimientos verticales hacia abajo. Con este pequeño masaje ayudamos a luchar contra los efectos de la gravedad a la vez que mantenemos tersa nuestra piel.

Son pautas muy sencillas para hacer cada mañana y al acostarnos y que harán mucho más fácil aplicar la crema antiarrugas de manera más eficaz. Hacerlo con estas pequeñas pautas harán que mejore el aspecto de la cara. En el próximo post os hablaremos de cómo aplicar la crema del contorno de ojos.

Deja un comentario